martes, 31 de marzo de 2015

Edén Hotel: el nacimiento de un pueblo



Hay lugares que van creciendo turísticamente a raíz de su belleza natural, otros a través de una planificación, y existen sitios como La Falda, en la provincia de Córdoba (Argentina) que nacen a partir de un Hotel: Edén Hotel.

La historia de este lugar comienza en el año 1897, cuando un oficial del ejército alemán adquiere 900 hectáreas de la Estancia La Falda de la Higuera. Los paisajes serranos sumados a los beneficios del clima de la zona (especialmente para la prevención de la tuberculosis), lo llevaron a construir un hotel.

En diciembre de 1898 se inauguró la primera temporada turística. Familias de la aristocracia argentina como los Martinez de Hoz, Tornquist, Bianchi, Roca, Bunge, Anchorena, Blaquier, Peralta Ramos, comienzan a frecuentar al establecimiento. Para ese entonces la llamada Belle Epoque se desarrollaba en todo su apogeo, caracterizándose por un sentimiento optimista, lleno de satisfacción, presidido por la elegancia y el refinamiento.

Desde sus comienzos, el Edén Hotel fue pionero en cuanto a su lujo y confort, ya que contaba con luz eléctrica propia y máquinas que fabricaban hielo y cremas heladas.

En 1905, tras un tiempo sin grandes ganancias, los accionistas deciden la disolución y liquidación de la sociedad. Sin embargo, uno de ellos, Maria Herbert de Kraeutner enfrenta la situación económica haciéndose cargo de las hipotecas que aún se mantenían. 

Un año más tarde, María decide volver a su tierra natal, Alemania, vendiendo la propiedad a dos hermanos, también alemanes. Pero las ganancias del hotel no alcanzaban para cubrir los gastos, entonces los nuevos dueños deciden lotear la Estancia para poder disminuir las deudas. Así, en 1914 se escrituró el primer terreno dando comienzo a un continuo loteo de la estancia, que con el tiempo daría origen a la ciudad de La Falda.

Este pueblo, ubicado en la provincia mediterránea, mantuvo un estrecho enlace con Alemania, no sólo por los sucesivos dueños, sino también porque el mismo año que comienza el loteo se interrumpe la paz en Europa. Al iniciarse la Guerra Mundial la clase alta argentina se vio imposibilitada de viajar al viejo continente, hallando en las sierras cordobesas el lugar ideal para sus vacaciones. Así el Edén Hotel comienza a vivir sus tiempos dorados, los años de gloria y esplendor. 

Eistein en su visita al Edén Hotel
En sus habitaciones se alojaron celebridades como Albert Einstein, Rubén Darío, el Príncipe de Gales, el Duque de Saboya y el presidente Julio Argentino Roca, entre otros.

La demanda turística y el loteo de tierras crecían. Cada vez eran más los turistas que se hospedaban en el hotel y algunos compraban terrenos para levantar su propio hogar. La venta de lotes de los hermanos Eichhorn con el correr del tiempo dio luz a un pueblo con una arquitectura de estilo germánica, que en 1934 ya contaba con municipio propio, instituciones públicas y numerosos comercios.

arquitectura germánica en La Falda
La caída de Alemania en la segunda guerra mundial deja grabada el fin de una etapa y marca el comienzo de otra, tanto en la historia de la humanidad como en la de este establecimiento. Argentina comienza a vivir cambios sociales, aparecen los sindicatos, y el turismo gira en torno a las colonias de vacaciones. La alta sociedad encuentra otros rumbos turísticos y los hermanos Eichhorn deciden vender el Edén Hotel. Tras varios dueños el hotel abre sus puertas por última vez la temporada de 1965.

Durante la década del ´70 y ´80 el edificio abandonado sufrió saqueos y destrozos.

En 1988 se lo declara Monumento Histórico Municipal y en 1989 de Interés provincial.

La deuda de impuestos municipales lo llevaron a remate público en 1998. Finalmente en el 2006 una iniciativa privada adquiere el lugar y actualmente trabaja para recuperar y mejorar la belleza y majestuosidad de este Hotel. Hoy es un Museo Histórico que ofrece visitas guiadas diurnas y nocturnas, y cuenta además con espectáculos y eventos en sus salones. A pesar de ello, aún falta mucho trabajo para lograr revalorizar este sitio tan emblemático de la ciudad, y de la historia del turismo argentino.

Edén Hotel en la actualidad
En al actualidad la ciudad de la Falda es atravesada por la Avenida Edén que concluye en este antiguo hotel. Un halo de misterio envuelve los alrededores (*): existe la leyenda de que allí se refugió Adolf Hitler tras el final de la Segunda Guerra Mundial, luego de haber simulado su suicidio en aquel búnker de Berlín. Muchos aseguran la existencia de fantasmas rondando el sitio. 

Lo cierto es que nada de ello es fehaciente, más bien un relato atractivo para el turista. Los misterios llaman, desde algún lugar, nos invitan a asomarnos, a intentar descubrirlos. Los lugares con magia, indefectiblemente tienen eso…

Marcela Navarro
Licenciada en Turismo de la Universidad Nacional de Lanús
Colaboradora voluntaria del Instituto de Turismo Sostenible para América Latina y el Caribe.


* (No recomiendo llegar a medianoche al pueblo, pueden encontrarse con un viejo hotel cuatro estrellas, en el que el ascensor puede quedarse a mitad de camino, tras ser guiados por un conserje que parece congelado en el tiempo. Y luego decidir alojarse en una posada de estilo alemán, en búsqueda de mayor comodidad, y terminar soñando, inevitablemente, con fantasmas…).

Fuentes:
lanacion.com.ar
edenhotellafalda.com
todacultura.com
Imágenes:
elfaldero.blogspot.com.ar
arcondelrecuerdo.com.ar
drgen.com.ar
argentinaparamirar.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sistemas de calidad turística 2

Sistemas de Certificación de Calidad en Turismo en la República Argentina. Contexto histórico Se verifica hacia finales del siglo XIX y...